Verdades y mitos sobre el buen descanso

Tienda de colchones

Todos hemos oído o leído en alguna ocasión mitos sobre el descanso y la salud del sueño, sin embargo, no sabemos cuáles son realmente ciertos y cuáles, no. En tu tienda de colchones de confianza te podrán aconsejar sobre los modelos y materiales que favorecen tu descanso y se adaptan a tus necesidades. Sin embargo, hay otros factores que también afectan a la calidad del sueño y que no tenemos en cuenta, así como otros de los que hemos oído hablar y no son ciertos. En este artículo, despejamos todas las dudas sobre esos mitos y verdades tan comunes.

Verdades sobre el sueño

  • La alimentación es un factor clave para nuestro descanso. Llevar una dieta saludable favorece las digestiones ligeras y con ello que la calidad del sueño aumente, lo que favorece tu descanso. Además, hay que tener en cuenta que la ingesta de ciertos alimentos puede entorpecer el sueño, como es el caso de la cafeína o el picante.

  • La temperatura de la habitación en donde dormimos es importante. Ni el exceso de calor ni el ambiente demasiado fresco es bueno para tener una óptima calidad de sueño. No solo debemos tener en cuenta la temperatura de la habitación, sino también la que nos proporciona nuestra ropa de cama.

  • Los hábitos de vida saludables son fundamentales para disfrutar de un sueño de calidad. Hacer deporte favorece el sueño ya que el alto rendimiento a lo largo del día ayuda a dormir mejor al finalizar la jornada. La actividad física también relaja, pero ¡ojo! no debemos dejarla para última hora del día. Esto tiene el efecto contrario ya que la liberación de adrenalina dificulta el sueño, por lo que la práctica deportiva no debe ser justo antes de acostarse.

  • Elegir un buen equipo de descanso es la base de un sueño saludable. Este debe adaptarse a tus gustos y necesidades. Dentro de la variedad de colchones que encontrarás en las tiendas Natursueño hay modelos que se adaptan a cada persona en función de la firmeza, el material o la tecnología que esta necesita.

Mitos sobre el buen descanso

  • El consumo de alcohol no favorece en absoluto el descanso, sino todo lo contrario. Muchas veces hemos oído eso de que después de unas copas se duerme mejor, pero lo cierto es que el alcohol afecta negativamente al sueño y a la relajación.

  • Ver la televisión en la cama no ayuda a dormir, de hecho, genera estímulos que pueden causar insomnio o estrés dado el retraso de producción de la melatonina del cuerpo, la hormona natural responsable del sueño. Para mejorar la calidad del sueño lo mejor es no utilizar aparatos electrónicos en las horas previas al descanso.

  • El sueño no se recupera. Después de una semana dura de madrugar y descansar poco, solemos escuchar eso de “recuperar las horas de sueño». La realidad es que el sueño no se recupera, ni se recomiendan los “atracones” de descanso, lo mejor es tener un patrón de sueño que se mantenga.

  • Dormir cinco horas no es suficiente. Si bien es cierto que cada persona tiene necesidades diferentes, todo el mundo necesita descansar un promedio de 7-8 horas al día. La falta de sueño está directamente relacionada con otros problemas de salud como la obesidad, la diabetes o la presión sanguínea. Además, la falta de sueño produce cansancio y por tanto falta de rendimiento.

En definitiva, cada persona tiene necesidades diferentes pero es importante tener claro cuales son los hábitos que favorecen el descanso. El sueño es una de las partes esenciales de la vida de las personas por eso debemos tener un descanso saludable.

Abrir chat